Cuidado de duchas, sifones y cisternas | geberit.es

Mantenimiento del baño Cuidado de duchas, sifones y cisternas

Si no cuida su coche con regularidad, acabará por oxidarse y sufrir averías irreparables. En el baño, un mantenimiento minucioso también garantiza poder disfrutar del cuarto de baño durante mucho tiempo. Comience con la limpieza de las superficies de los sanitarios y los grifos, luego el mantenimiento del desagüe o del canal de ducha y, finalmente, la limpieza de la cisterna del inodoro.

La ducha

La ducha

Geberit CleanLine facilita el mantenimiento de la ducha (© Geberit)

Es importante limpiar el baño con regularidad. Esto también vale para el plato de ducha: la limpieza regular de la superficie asegura que el plato luzca bien, sin depósitos antiestéticos de cal y similares. Otros temas toman un poco más de tiempo pero, sin embargo, deben llevarse a cabo con regularidad. Por ejemplo, la limpieza del desagüe de la ducha o el canal de la ducha. El filtro anticabello es fácil de quitar y limpiar, pero el desagüe y el canal también necesitan una limpieza a fondo, de vez en cuando. Los residuos de jabón y suciedad pueden hacer que los desagües se obstruyan.

Productos de baño fáciles de usar