La gran ola Estación de tren de Hongdao, Qingdao (China)

La estación de tren de Hongdao, en Qingdao (China), lleva el mar en su cubierta: la estructura de aluminio tiene forma de olas gigantes. La impresionante cubierta cuenta con la tecnología de evacuación sifónica de Geberit.

Dos olas gigantescas que chocan y se elevan a más de 60 metros de altura. Junto a ellas, rugen otras olas más pequeñas. De pie, frente a la nueva estación de tren de Hongdao, uno se creería en medio de un escenario natural tormentoso. Las dimensiones de esta insólita construcción son más que impresionantes: la cubierta está formada por 38.000 paneles de aluminio curvados y su superficie corresponde al tamaño de once campos de fútbol.

Geberit desafía las olas

La cubierta ondulada también cuenta con la tecnología Geberit. En la llamativa estructura de la cubierta se instaló el sistema de evacuación sifónica Geberit Pluvia. Alrededor de 200 sumideros de agua en la cubierta y más de 10 kilómetros de tuberías de PE garantizan el drenaje eficaz y seguro de la cubierta, incluso en caso de fuerte tormenta.

La alusión de la cubierta a una oleada tormentosa se ha hecho con toda la intención: la estación se sitúa a solo dos kilómetros de la orilla del mar, en la ciudad de Qingdao, al este de China. En los últimos 100 años, el antiguo pueblo de pescadores se ha convertido en un próspero centro comercial y financiero con una población de unos seis millones de habitantes.

Nudo con vistas

La nueva estación de tren consta de cuatro plantas en superficie y una sala de espera de 50.000 m2. Hongdao es un lugar de espera especialmente agradable: es la única estación de tren de alta velocidad de China con vistas al mar. En el lado sur de la estación hay un mirador desde el que los pasajeros pueden contemplar la bahía de Jiaozhou.

El edificio principal ya está terminado y se están realizando las últimas obras. En cuanto se abra la estación, conectará Qingdao con la red de alta velocidad china. A partir de ese momento, los trenes circularán por las vías a velocidades de hasta 300 km/h. En el futuro, se tardará menos de tres horas en viajar de Qingdao a Pekín o Shanghái. La breve duración de los desplazamientos será un nuevo atractivo para viajar en tren. En consecuencia, Hongdao se convertirá en un nudo ferroviario: para 2030, se espera un volumen anual de pasajeros superior a los 20 millones.

Datos

Geberit Know-how

  • Sistema sifónico de evacuación de cubiertas Pluvia.
  • Sistema de evacuación Geberit PE.

Galería de imágenes