Con el fin de ofrecerle un óptimo servicio, esta página web hace uso de cookies. Haciendo uso de nuestra página web, usted expresa su consentimiento al uso de éstas. Puede encontrar más información en nuestra Política de Privacidad.

OK

Mejor en sostenibilidad

Quien construye de forma responsable contribuye al desarrollo sostenible y a crear calidad de vida, para hoy y para el futuro. Por esta razón, Geberit apuesta por el desarrollo de productos sostenibles en todos los aspectos, que satisfagan los estándares más exigentes y proporcionen Soluciones innovadoras para un baño mejor en eficiencia energética.

Gracias a una gestión medioambiental eficaz a lo largo de la completa cadena de suministro, Geberit obtiene excelentes resultados año tras año en lo referente a la sostenibilidad: por ejemplo, con la reducción del impacto medioambiental o de las emisiones de CO2.

La construcción ecológica es el reto del sector para el futuro inmediato. Geberit cuenta ya con una amplia gama de productos considerados como Soluciones sostenibles y que contribuyen a aumentar la calidad de vida con bajos niveles de consumo de energía y agua y con materiales respetuosos con el medio ambiente. El aislamiento acústico y la facilidad de reciclaje forman también parte del ecodiseño de los productos Geberit.

La construcción sostenible implica también la combinación de un diseño superior y una estética excelente con la salud, el bienestar y el confort.

Las Soluciones Geberit se distinguen por sus materiales respetuosos con el medio ambiente, sin sustancias nocivas, que permiten disfrutar de la máxima higiene del agua potable con un mínimo impacto ecológico. Por ejemplo, nuestras tuberías de suministro y evacuación son completamente reciclables y garantizan el máximo confort de vida gracias a sus excelentes propiedades de aislamiento acústico. Geberit Monolith combina también un diseño superior con la eficiencia energética, por lo que ha sido galardonado con la máxima categoría A que otorga la etiqueta WELL de uso eficiente del agua.


Geberit ha demostrado durante décadas que el éxito comercial a largo plazo es compatible con una actuación respetuosa con el medio ambiente y socialmente responsable. La gestión de negocios sostenible nos ayuda a ahorrar gastos y minimizar los riesgos. Nuestro objetivo es convertirnos en un modelo a seguir y establecer los estándares para clientes, proveedores y otros socios. Geberit genera ahorro de agua con productos sostenibles; una producción segura, respetuosa con el medio ambiente y eficiente desde el punto de vista de los recursos; un sistema de compras y logística conforme a estrictos estándares medioambientales y éticos, así como buenas condiciones de trabajo para nuestros empleados.

Los resultados son impresionantes: por un lado se ha conseguido reducir año por año el impacto medioambiental relativo, así como las emisiones de CO2 y el consumo de agua; por otro lado, las Soluciones Geberit contribuyen de forma significativa al tema que cada vez toma mayor relevancia en todo el mundo: la conservación del agua.

Geberit ha dedicado mucho tiempo a la búsqueda de respuestas a la pregunta: "¿Cómo ahorrar agua?". Por ejemplo, con la reducción constante de los volúmenes de descarga de las cisternas para inodoros y urinarios, con los grifos electrónicos ecológicos para lavabos o adquiriendo el compromiso de proporcionar agua potable limpia y asociándose con la agencia de cooperación suiza Helvetas.

Cinco de los productos Geberit han recibido ya la máxima categoría A que otorga la etiqueta WELL de uso eficiente del agua, e informa a los usuarios acerca del uso eficiente del agua por parte del producto. Esta etiqueta se orienta en la misma dirección que las conocidas etiquetas de eficiencia para electrodomésticos y permite un uso responsable del recurso agua.

Gracias al conjunto completo de cisternas con doble volumen de descarga y descarga interrumpible producidas desde 1998, ha sido posible ahorrar aproximadamente 12.000 millones de metros cúbicos de agua en comparación con los sistemas de descarga tradicionales. Sólo en 2011, el agua ahorrada ascendió a 1.700 millones de metros cúbicos. Esto equivale a más de la mitad del consumo anual de agua en todos los hogares de Alemania.